Organizador: Asociación para la cooperación al desarrollo Kakolum.

Entidades colaboradoras: Ramon Molinas Foundation y Asociación de mujeres Jamooral.

Calendario de implementación: 01/10/2018 – 31/03/2019.

 

El huerto comunitario, una iniciativa para empoderar a las mujeres de la Asociación de mujeres Jamooral

La Ramon Molinas Foundation colabora con la Asociación para la cooperación al desarrollo Kakolum con el objetivo de mejorar las condiciones del huerto comunitario de Kabar para empoderar a las mujeres gracias a la agricultura. La iniciativa proporcionará los conocimientos técnicos y las herramientas necesarias para que las 120 mujeres que integran la Asociación de mujeres Jamooral puedan cultivar el huerto comunitario. De esta manera, las beneficiarias de la actuación y sus familias dispondrán de los frutos que habrán cultivado para autoabastecerse y podrán obtener beneficios regulares y sostenibles mediante la venta de los excedentes, hecho que permitirá que alcancen una cierta independencia económica.

Estado del huerto comunitario para mujeres en Kabar, antes de la actuación.

La primera fase de la actuación se centrará en mejorar el espacio disponible. Se desbrozará la superficie cultivable, se saneará el suelo agrícola y se delimitará el perímetro del huerto con vallas. Una vez hayan finalizado estas tareas se acabará de construir el pozo existente, se procederá a la reparación y a la construcción de ocho balsas y se creará un sistema solar de bombeo y canalización de agua. Tras la adecuación del terreno para aumentar la capacidad de producción, se facilitarán las herramientas necesarias para el cultivo, se construirá un almacén para guardarlas y se proporcionarán las semillas y los árboles frutales que se plantarán.

La mayoría de las mujeres de la Asociación de mujeres Jamooral no han tenido acceso a la educación básica y no disponen de conocimientos técnicos relacionados con la agricultura. Por este motivo, y de forma paralela a la adecuación del terreno, se programarán talleres que instruirán a las beneficiarias en agricultura sostenible. La colaboración entre la Asociación para la cooperación al desarrollo Kakolum y la Ramon Molinas Foundation permitirá adecuar media hectárea y tiene la finalidad de establecer un modelo de actuación que pueda ser replicado en otros barrios de Kafountine y en los municipios próximos.

 

La iniciativa contribuye a que las mujeres se conviertan en protagonistas desde una perspectiva individual, comunitaria y de género

Las mujeres de Senegal dependen económicamente de los hombres. Con un acceso limitado a la educación, responsabilidades en el núcleo familiar desde una edad muy temprana y con un mercado laboral insuficiente y mal remunerado, las mujeres del país africano combinan las tareas domésticas con actividades de economía sumergida a cambio de pequeñas retribuciones. Asimismo, el éxodo migratorio ha propiciado que muchas mujeres se hayan convertido en cabezas de familia. Esta situación las ha obligado a tomar las riendas de la subsistencia de su familia.

El Huerto comunitario para mujeres en Kabar tiene el objetivo de empoderar a las mujeres de la Asociación de mujeres Jamooral para que se conviertan en protagonistas desde una perspectiva individual, comunitaria y de género promoviendo su participación efectiva en el proyecto desde la implicación en la toma de decisiones. La entidad de Kafountine dispone del huerto comunitario desde el año 2002 gracias a un programa de mejora de las comunidades rurales impulsado por el gobierno de Senegal. Sin embargo, la iniciativa gubernamental, que debía financiar la adecuación de la superficie además de la cesión de la parcela, desapareció y el terreno agrícola quedó prácticamente baldío desde entonces hasta ahora.

Finalmente, la iniciativa contribuye al desarrollo rural y territorial gracias a la agricultura como factor clave de crecimiento de las comunidades, haciendo hincapié en la seguridad alimentaria y en la optimización del impacto nutricional.

 

La Asociación para la cooperación al desarrollo Kakolum, una entidad que promueve una cooperación responsable

En diola, la lengua mayoritaria de Kafountine, ‘kakolum’ significa la huella que se deja sobre la tierra durante la acción de caminar. Con el objetivo de dejar rastro, la entidad nació en 2017 fruto del vínculo de sus creadores con las comunidades de la región de Casamance. La entidad promueve una cooperación responsable en la que los beneficiarios de los proyectos tienen un rol principal en la forma en la que se llevan a cabo las acciones y en su significado. El objetivo principal de la asociación es contribuir a mejorar las condiciones de vida de la población de la región senegalesa de Casamance. La Asociación para la cooperación al desarrollo Kakolum centra su intervención en las mujeres y promueve la inserción laboral, la agricultura sostenible y la seguridad alimentaria.

Por otra parte, la Asociación de mujeres Jamooral se constituyó en Kafountine como Groupement d’Interet Economique (Agrupación de interés económico) en el año 2001. Kafountine es un pueblo de unos 25.000 habitantes situado en la región de Casamance. Ubicada en el sur de Senegal, la comunidad está formada por una amalgama de culturas, de etnias y nacionalidades. La importante actividad pesquera que se lleva a cabo y la poca distancia que la separa de Gambia y de Guinea Bissau la han convertido en un polo de atracción migratorio.

 

Enlaces de interés:

Página web de la Asociación para la cooperación al desarrollo Kakolum.